Overblog
Seguir este blog Administration + Create my blog
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:52

VIAJES Y DIETAS 

 

El devengo de dietas excluía toda indemnización por salida y se consideraba como indemnizaciones de gastos no computándose a efectos de Previsión Social ni de vacaciones pagadas. 

 

Cuando por necesidades y orden de la Empresa el trabajador hubiese de viajar y pernoctar fuera de su domicilio disfrutaría, siendo obrero, en capital 12 pesetas diarias; y en aldeas, 9 ptas. Diarias; si fuese en dependencias de la Empresa, 6 ptas. diarias.  

 

Siendo empleado con sueldo inferior a 500 pesetas mensuales percibiría en capital 15 ptas. diarias; en aldeas, 12 ptas. diarias y en dependencias de la Empresa 9 ptas. diarias. 

 

Los trabajadores con más de 500 pesetas de sueldo mensuales percibirían en capital 20 ptas. diarias, 17 en aldeas y 14 en dependencias de la Empresa. 

 

 

 

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras...
VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.
María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010
 

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:47

 

http://1.bp.blogspot.com/_z5euc38-QJU/TPqK9O4c-XI/AAAAAAAAA48/Mnz6lrfwgsY/s1600/Fig.6.jpg

 

 

 

GRATIFICACIONES ESPECIALES

Todo el personal tendría derecho a una gratificación por Navidad equivalente, por lo menos, a diez días de retribución, entendiéndose como retribución los sueldos o jornales mínimos instituidos, incrementados con los aumentos que por años de servicio correspondan.


Quienes cesasen de forma voluntaria o fuesen despedidos por faltas muy graves perderían el derecho a esta gratificación, que se establecía a pagar el día 23 de Diciembre. Quedaba establecida como gratificación extraordinaria a favor del personal la paga del 18 de Julio, cuya cuantía y pago se atendría a lo dispuesto en la paga de Navidad, se haría efectiva el día hábil anterior al 18 de Julio.

 

El Reglamento de 1945 suprime el último párrafo del artículo 77 según el cual al personal que accediese a la Empresa entre ambas fechas, 18 de Julio y 23 de Diciembre, se le prorratearía su importe en relación con el tiempo trabajado, computándose la fracción de semana o mes como unidades completas.

 

 

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras...
VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.
María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010

 

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:42

 

http://4.bp.blogspot.com/_GKTKZg275Qg/SUakm_g0SQI/AAAAAAAADMc/jgY2nLNCiWw/s200/DSC_0092.jpg

 

RETRIBUCIONES


La remuneración del personal se establecería sobre la base de un salario fijo o sistema de retribuciones que incentivaran al personal en rendimientos y eficacia. Se contempla además un plus de cargas familiares que venía a regirse por lo que establecía la Reglamentación de 12 de Abril de 1945; y la fijación del sueldo se establecería según lo que la legislación establecía para la sección de piritas.

 

La remuneración del personal sería como mínimo la que la ley estableciese como mínima, fijándose su cuantía y detalle en sitio visible y permanente. También se establece un cuadro de precios que debería unirse al Reglamento que a cada trabajador le sería entregado; y sus modificaciones habrían de ser sometidas para su aprobación y visado a las autoridades competentes.

En cuanto a horas extraordinarias la SFPH se regiría por la Ley 9 de Septiembre de 1931 y el art. 51 del Reglamento Nacional para las Minas de Piritas, no considerándose como extraordinarias las horas empleadas para recuperar tiempo perdido por días festivos o por falta de fluido u otras causas de fuerza mayor.

 

En 1949 se añade una disposición más, el pago de salarios se haría por periodos mensuales antes del día 13 de cada mes. Dos veces a la semana, los miércoles y sábados, se abonarían anticipos sobre los salarios devengados hasta un importe del 90% de los mismos.

 

 

 

 

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras...
VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.
María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010

 

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:38

 

 

http://3.bp.blogspot.com/_aeD91hKXe-0/TI-gcOYRIdI/AAAAAAAAAkE/DaiNU-BEg_w/s1600/Alamacenes+y+cargadero.jpg

 

Almacenes y Cargadero

 

 

 

ENFERMEDADES, LICENCIAS Y EXCEDENCIAS

 

En el apartado de enfermedades, licencias y excedencias la Empresa se ajustaba a lo articulado en la Reglamentación de 12 de Abril de 1945. Se consideraban licencias especiales las que se vinculan con casos de enfermedad grave de la esposa, padres, hijos o hermanos cuyo domicilio estuviese a menos de 100 kms. de distancia, la licencia sería de cuatro días, tiempo que podría aumentarse de acuerdo entre Empresa y el trabajador.

 

Se considera también licencias especiales en los casos en que, por prescripción facultativa, el trabajador debiera ausentarse de su lugar de trabajo; también en los casos contemplados en el artículo 67 de la Ley de Contrato de Trabajo o cualquier otra disposición vigente; así como por causas de fuerza mayor.

 

La retribución o no por parte de la Empresa quedaba a su criterio salvo que lo establecido en la legislación determinase lo contrario; y siempre teniendo en cuenta el celo y asiduidad en el trabajo del beneficiario.

 

 

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras...
VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.
María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:34

 

http://1.bp.blogspot.com/-3xW7hAL8shQ/ThXZI-yy38I/AAAAAAAAAu8/158evGwcIfM/s1600/Vista%2Bde%2Bla%2BCasa%2Bde%2Bm%25C3%25A1quinas%2By%2BCentral%2Bel%25C3%25A9ctrica.jpg

 

Vista de la Casa de Máquinas y Cnetral Eléctrica

 

 

 

VACACIONES

Todo el personal de la Empresa tenía derecho a disfrutar de siete días laborables de vacaciones, disfrutados ininterrumpidamente, si su contrato de trabajo había durado un año, debiendo extenderse para los menores de 21 años al periodo de tiempo que la legislación estableciese su deber de permanecer en los campamentos o cursillos del Frente de Juventudes o en los Albergues y Residencias de la Obra Sindical de Educación y Descanso. Las vacaciones serían disfrutadas dentro del año natural correspondiente, la fecha para el disfrute de las mismas se establecería por parte tanto de la Empresa como del obrero, de acuerdo con las necesidades de los talleres, sin que se permitiera sustituir las vacaciones por el abono de estos días en nómina.

 

Si el obrero dejase el trabajo por propia voluntad o por despido de la Empresa o por causas imputables al trabajador, éstos podían pedir la liquidación de su parte proporcional de vacaciones; y los obreros que interrumpiesen el trabajo para el cumplimiento de una obligación militar, podrían también pedir la parte proporcional de sus vacaciones en el momento de interrumpir el trabajo; también cabía la posibilidad de tener en cuenta el tiempo trabajado para sumarlo a su reingreso en la Empresa hasta completar el año efectivo de trabajo.

 

El personal administrativo y el no titulado tendría entre 20 y 25 días de vacaciones según llevase más o menos de cinco años al servicio de la Empresa.

 

El personal titulado disfrutaría como mínimo de 25 días en cualquiera que fuese su puesto y su servicio.

 

Los días de vacaciones eran abonables e ininterrumpidos, contando como abonables los domingos; y no recuperables las festividades comprendidas entre ellos. Las festividades recuperables estaban consideradas como días laborables a este efecto.

 

 

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras...
VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.
María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010

 

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:30

 

 

http://1.bp.blogspot.com/-4xVrZO9WiTk/TvyLLZ4BiqI/AAAAAAAABKo/nINeWAz5plY/s1600/044.%2BInterior%2BMina%2BPerrunal.jpg

 

Trabajos de perforación en Perrunal

 

 

INGRESO, PERIODO DE PRUEBAS Y ASCENSOS

En 1949 se hacen adiciones sobre el Reglamento de 1945 y sobre ingreso y quedan aprobadas en 1960 por la Delegación de Trabajo de Huelva, sobre periodo de pruebas y ascensos se determina que el personal técnico y administrativo ingresará a la Empresa mediante concurso – oposición. Para el personal técnico se formará un tribunal presidido por el Director Técnico de la Empresa o persona en quien delegue y dos vocales técnicos de la especialidad que corresponda a los puestos a cubrir; cuando se trate de administrativos, los dos vocales serán jefes administrativos designados previamente por la Dirección.

 

El programa al que se someterían los aspirantes sería redactado por estos tribunales con una antelación de dos meses a la convocatoria y lo darían a conocer a los mismos. Se atiende a los méritos y servicios que aleguen los concursantes “tanto de orden profesional para los técnicos, como de práctica y costumbre para los administrativos”, y a las referencias de otras entidades. El tribunal apreciará libremente estos méritos y a la vista de ellos y del examen hará la propuesta de admisión a la Dirección de la Empresa, que resolverá con respecto a los datos y demás elementos suministrados sin que contra esta resolución quepan recursos de ninguna especie.

 

Para la colocación de los obreros se tendrá especialmente en cuenta la Ley 10 de Febrero de 1943 y el Reglamento y disposiciones posteriores que se dieron para su aplicación. Siendo condición indispensable para ser admitido como obrero en las minas de la SFPH haber cumplido diez y seis años; como excepción y sólo para el caso de los trabajadores del exterior, podrán admitirse como pinches los menores de quince años que hubiesen cumplido catorce y acreditasen saber leer y escribir, mediante certificación expedida por el maestro de escuela y con el visto bueno de la autoridad local.

 

La admisión de menores y mujeres deberá ajustarse a lo que establecían el Texto Refundido del Libro II de la Ley de Contrato de Trabajo, presentando el permiso del padre o tutor y la certificación del Registro Civil que acredite su edad, debiendo quedar estos documentos en poder del encargado del personal.

 

Cuando el puesto vacante sea el de maestro minero se cubrirá libremente por la SFPH; y las del personal obrero serán cubierta atendiendo al artículo 21 Grupo 4º del Reglamento de Minas Metálicas de 12 de Abril de 1945.

 

Se determina que la forma de ascenso del personal del ferrocarril de Valdelamusa a Carpio sería previa prueba de aptitud, se nombrarían guardafrenos que durante el ejercicio de su función harían prácticas de fogoneros, pudiendo ser nombrados para esta función en caso de producirse vacante. Del mismo modo, los fogoneros harían prácticas de maquinistas y cuando estén aptos para desempeñar esta última función, se someterán a la prueba de la Jefatura de Minas del Distrito para obtener el certificado de aptitud de maquinista; desde este momento podrán cubrir vacante de esta especialidad.

 

La designación para el ascenso de guardafrenos a fogonero y el de fogonero a maquinista dependería de la dirección de la Empresa, previo informe del jefe inmediato del interesado.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras...
VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.
María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:23

http://1.bp.blogspot.com/_z5euc38-QJU/TPqL3Tx76uI/AAAAAAAAA5U/nZ6Ui5oKot4/s1600/Fig.3.jpg   Mina Confesionarios, Corta

 

Entre los técnicos no titulados se establecen cuatro categorías, en la I se encuadraban los Maestros de Enseñanza Elemental, jefes de taller, capataz mayor, capataz de sección, capataz o encargado de 1ª, capataz o encargado de 2ª, jefe topográfico, topógrafo de 1ª, topógrafo de 2ª, delineante de 1º y de 2ª, calcadores y vigilantes no titulados. En la II categoría están el analizador de 1ª y de 2ª de laboratorio y el auxiliar de laboratorio. En una IV categoría estarán el capataz de depósito de locomotora en los ferrocarriles mineros, el sobrestante de los ferrocarriles mineros, el inspector de máquinas de los ferrocarriles mineros, el jefe de estación, el jefe de vías y obras de los ferrocarriles mineros y los factores de estación. En una IV categoría o epígrafe estarán los aspirantes.

 

Por lo que respecta al grupo de los administrativos, queda compuestos por cinco categorías que son jefe de sección, jefe de negociado, oficial de 1ª, oficial de 2ª y auxiliares.

 

El grupo de subalternos estaría compuesto por listero, personal sanitario no titulado; telegrafistas, auxiliares y telefonistas de centralitas en ferrocarriles mineros; amarrador de buques, almacenero, basculero pesador de mineral, subalternos auxiliares, guarda jurado, guarda ordinario, ordenanza, portero, botones o recaderos y también se contemplaba un apartado de diversos.

 

El grupo de obreros se clasificaba según sus funciones. Un apartado 1º contemplaba a quienes trabajaban en la MINA, y se establecían jerárquicamente en A Mineros de primera, considerados como tales el maestro minero, maquinista de 1ª, capataz encargado, maestro entibador o maestro de muros; artillero, pegador o cargador; maquinista de perforadora o barrenador de martillo automático y barrenador de martillo a mano. Un apartado B contemplaría a los mineros de segunda, considerados como tales al entibador o murero, viero o carrillero, tubero, bombero, saneador, maquinista de segunda, revisor de material móvil y mineral de hierro, clasificador de minerales de cobre, clasificador o demuestrador, jefe de cuadrilla, boquilleros de horno de calcinación. Un apartado C agruparía a los ayudantes y peones, entre los que estarían el ayudante de entibador, ayudante de tubero, ayudante de bombero, chavetero o ayudante de maquinista de perforadora o barrenador, peón de vía o carril; vagonero, zafrero, terrerista o terraplenista; campanero; mulero, boyero o caballista; cargador de jaula, estriadores, y otros diversos.

 

La SFPH establecía como 2º los SERVICIOS AUXILIARES O COMPLEMENTARIOS, entre ellos considerándose como epígrafe A Talleres y Fundición, que englobaban los puestos de oficial de 1ª, de 2ª, de 3ª, especialistas y peones. El epígrafe B lo dedicaba al Transporte, que referido a A: Ferrocarriles Mineros, distinguía entre I: Movimiento, aquí se encuadraban los conductores de tren, guardafrenos o galgueros, palanqueros, guarda-agujas, peones; II: Tracción, encuadrando aquí a los maquinistas, reparadores de vagones, fogoneros y encendedores; II: Vía y Obras, incluyendo aquí al capataz de vía y obras, celadores de teléfonos y telégrafos, peones de vías, obras y aguadas. Como epígrafe B estaba establecido Transporte aéreo y terrestre, donde se encuadraba el cable aéreo y chofer. El epígrafe C estaba destinado a Puertos y en él estaban los buzos y cargadores

 

 

 

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras...
VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.
María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010

 

 

 

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:14

 

http://3.bp.blogspot.com/_z5euc38-QJU/TPqMJz3DeBI/AAAAAAAAA5c/qc0JHQDdKBI/s1600/Fig.2.jpg  Poblado de El Perrunal

 

PERSONAL

Todos los productores que prestasen servicio en la Empresa, tanto intelectuales como manuales, se encuadrarían como técnicos, administrativos, subalternos u obreros, y dentro de cada una de las clases mencionadas se establecían subdivisiones en especialización progresiva; así, entre los técnicos titulados podríamos encontrar por una parte: Ingenieros, Licenciados en Derecho, Ciencias Químicas, etc., por otra parte estaban los Maestros de Enseñanza Primaria; por otra parte a los capataces facultativos de Minas; por otra los vigilantes titulados; y por otra, los peritos mecánicos, electricistas, químicos, etc. y practicantes.


Para la admisión al trabajo la Empresa respetaría la legislación en cuanto a edad, periodo de prueba [2] y demás condiciones que pudieran exigirse. Todos los obreros antes de su admisión debían ser examinados por el médico de empresa que certificaría o no su aptitud física; debiendo los candidatos acreditar documentalmente haber sido vacunados contra las infecciones contempladas en la legislación del momento o en las disposiciones sanitarias.

 

 

Un Libro Registro sería testigo de los asientos de los productores admitidos por la dirección de la Empresa y a partir de su registro empezaría a prestar sus servicios.
Durante el periodo de pruebas el productor percibiría la remuneración correspondiente a su labor y finalizado satisfactoriamente este plazo de provisionalidad, el trabajador pasaba a considerarse como de plantilla o fijo, no así quienes hubiesen sido contratados para tareas específicas y por tiempo determinado.

 

Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.

María del Carmen Calderón Berrocal.
Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.) I.S.B.N. 978-84-92944-22-4 Depósito legal H 265-2010

 

 

Compartir este post

Repost0
14 julio 2012 6 14 /07 /julio /2012 09:03

 

 

http://www.pueblos-espana.org/fotos_originales/5/8/7/00001587.jpg

 

VII Fuentes para el estudio de la Minería en Andalucía. Los archivos de las Antiguas Empresas Mineras. La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva y su Reglamento de Régimen Interior.

María del Carmen Calderón Berrocal.

 

 

   

 

Una Apuesta por el Desarrollo Local Sostenible.
Emilio Romero Macías (Cord.) 2010 © Servicio de Publicaciones Universidad de Huelva © Emilio Romero Macías (Cord.)
I.S.B.N. 978-84-92944-22-4
Depósito legal H 265-2010
 

 

 

RESUMEN

Como representante de los archivos de empresas ya extintas tomaremos a la Sociedad Francesa de Piritas de Huelva que, con intereses en los términos municipales de Cortegana, Cerro del Andévalo, Calañas y Huelva, así como en cualquier mina que explotase la Sociedad en cualquier punto del territorio nacional, se erigía en referente del industrialismo en España. Su Reglamento de Régimen Interior nos muestra su espíritu, compuesto por todo un corpus normativo; y su cuerpo, representado por su personal en cualquier peldaño de la jerarquía. La vemos adelantarse a la normativa preventiva, a una adaptada a la época Responsabilidad Social Corporativa y toda su actividad quedará intuida en su Reglamento y testimoniada en su documentación, testigo del quehacer de las personas y testigo de los tiempos.

 

PALABRAS CLAVE

Minería Andaluza, Sociedad Francesa de Piritas de Huelva, Archivística y gestión documental, Prevención de Riesgos Laborales, Responsabilidad Social Corporativa.

 

INTRUDUCCIÓN

Para el estudio de los Archivos de Empresa tomaremos como referencia a la Sociedad Francesa de Piritas de Huelva retratada en su Reglamento de Régimen Interno. En 1940 se había aprobado un Reglamento con treinta y dos artículos más un artículo adicional, éste se había firmado en Valdelamusa en 22 de Mayo de 1940 y queda rubricado por el Delegado de Trabajo en 20 de Junio de 1940; tras éste se elabora otro con 78 artículos que se firma el 30 de Junio de 1945 y lo aprueba, con su rúbrica, el Director General de Trabajo en Noviembre de 1946, a éste corren unidas unas disposiciones generales en un total de nueve, que se firman en 1º de Marzo de 1949 y el Reglamento es aprobado al completo en Huelva a 4 de Marzo de 1950.

Nos detendremos en el Reglamento más completo de 30 de Junio de 1945 y suscrito por F. Vignon, director en España y por F. Mayboll, ingeniero director técnico y sellado con el del Ministerio de Trabajo, Servicio de Reglamentación de Trabajo. Bajo estas líneas una diligencia para hacer constar que, con esta fecha, queda aprobado el Reglamento de Régimen Interior con ciertas modificaciones que se pasan ante la rúbrica del Director General de Trabajo en Noviembre de 1946, el documento original queda sellado en tinta con el del Servicio de Reglamentación del Trabajo de la Dirección General.

La Sociedad Francesa de Piritas de Huelva estableció un corpus normativo de régimen interior que redactó de acuerdo al Fuero de Trabajo y de las prescripciones de la Reglamentación Nacional de Trabajo en las Minas de Pirita y disposiciones complementarias, pretendiendo regular las relaciones de la Empresa con sus diferentes productores. El Reglamento tenía como ámbito de aplicación los talleres y dependencias de las minas de la Sociedad Francesa de Piritas de Huelva con intereses en los términos municipales de Cortegana, Cerro del Andévalo, Calañas y Huelva; así como en cualquier mina que explotase la Sociedad en cualquier punto del territorio nacional, sin perjuicio de las disposiciones establecidas para cada lugar de trabajo de forma particular; y teniendo en cuenta, que las normas y reglamentaciones de trabajo eran competencia exclusiva de la dirección de la empresa así como la organización de los trabajos; y que todos los trabajadores, independientemente del rango y especialidad o cualificación, quedaban sujetos a la reglamentación que establecía la Sociedad. Cada trabajador se ofrecía un ejemplar a su ingreso para su conocimiento. Teniendo en cuenta además que de encontrarse en el Reglamento alguna deficiencia u omisión, cabría la posibilidad de elevar a la autoridad correspondiente la pertinente propuesta para su modificación.

Compartir este post

Repost0
13 julio 2012 5 13 /07 /julio /2012 09:23

Hornos de Bustamante Mina de Almadén

 (Fot. J.M. Sanchis, 2007)

Compartir este post

Repost0